martes, abril 18, 2006

Gobierno come pose y está armado... "con la Ley"

Si Miguel Angel Rodríguez logra hacerse un nicho gracias a su "estilo" (y aunque sea únicamente por eso) y ganar audiencia, que le aproveche. Si a mí, en lo personal, me parece que lo suyo es pura "pose", porque a lo hora de la chiquita el invitado le calla la boca porque él --o su equipo de producción-- no hizo bien el trabajo de investigación, pues la pena es suya ya que no merece ni pena ajena.

Pero cuando el poder inicia una campaña mediática en contra de semejante personaje, menos aún me importan poses, me preocupa más que a un gobierno sí le importen las poses.


Cuando hace unas semanas, por esos errores trágicos del destino y del imsomnio, sintonicé el "canal de todos los venezolanos", estaba el periodista Mario Silva dedicando más de un minuto a Miguel Angel Rodríguez, supuestamente desmintiéndolo. Hasta allí, nada nuevo bajo el sol. La cosa se pone de terror cuando una semana después, no sólo caigo de nuevo en "mi canal", sino que Mario Silva nuevamente estaba en lo mismo. ¿Obsesión personal? Qué importa, cámbiate ahí a Discovery.


Pues no, la cosa no se queda así, se hincha. Ya no es suficiente el "linchamiento" moral a través de una televisora nacional, se contínua en dos diarios: VEA y Los Papeles de Mandinga, y una denuncia en el semanario La Razón: varios periodistas, entre ellos Miguel Angel Rodríguez, serán acusados de recibir, ¡qué original!, dinero de la CIA.

A los puristas de la información debo decirles que por supuesto queda claro que se trata de una acusación "infundada" (viene de un columnista de opinión), lo único que quiero resaltar es que no sería sorprendente, ¿o acaso alguien se sorprendió cuando Nicolás Maduro acusó a la CIA de asesinar a un conductor de transporte público?

En todo caso, por dejarme llevar por cierto ni-ni-ismo profesional y apático castrado y castrante, he dejado pasar demasiadas cosas (*). Poco me importó que los profetas de así-es-cómo-no-se-hace-periodismo dejaran pasar muchas más cosas, total cada quien es libre de buscarle pelea a contrincantes de su propia medida, que ni siquiera conocen su existencia, a meterse con los pesos pesados que no sólo te hacen seguimiento, sino que pueden exponerte a nivel nacional a doble página.

Su algunos piensan que están haciendo su labor pisando verdolaga e ignorando cómo se les viene el bosque encima, repito: allá ellos. Tan sólo por cuidar su modus vivendi (tener disponibles medios que criticar) debería preocuparles algo la cosa.


____________________________
(*) Por ejemplo la campaña que siguió contra Marcel Granier y Alberto Federico Ravell después de su asistencia a la comisión macartista que salió trasquilada. No he visto, escuchado ni leído nada en las atalayas de la comunicacion sobre cómo por semanas se realizaron ataques ad hominem contra ellos (pues no pudieron lincharlos moralmente en la susodicha comisión). "Campaña mediática", "difamación", fueron algunos términos totalmente ausentes entre los puristas de la comunicación (de hecho estuvo ausente todo el asunto). Pero repito, cada quien se busca los molinos contra los cuales luchar a su medida.

6 comentarios:

EnigmasExpress /Gandica dijo...

¿Y por qué relacionaste a la periodista Andreina Gandica del Canal Doce con Mr Miguel A. Rodríguez?
En noviembre hice un post que se llamó "La guerra de la caca comunicacional" para referirme al caso del bachiller Miguel Silva y de Miguel Rodríguez.
Todo huele mal y mucho.
Aunque sigo sin entender el porqué de la periodista Gandica del Canal Doce y Miguel.
(Nota: para ser un post elaborado después de Semana Santa, cuando todos se persignaron al paso del Cristo, te quedó muy noble)
Como siempre un gran saludo...El nivel de mordacidad está creciendo mucho, casi como el Danubio, por estos lados. :)

RomRod dijo...

ah caray, ninismo profesional y apático? y yo que creía que ver las cosas desde arriba y fuera de la versión oficial de ambos bandos era justamente lo contrario. Igual es el caso de los periodistas, ambos bandos tienen militantes pagados que se acusan mutuamente de lo que justamente cada uno de ellos son. Saludos!

Klaus Meyer dijo...

"enigmasexpress/gandica", a menos que Andreina Gandica sea tu co-blogger, para los efectos de este post "Gandica" no se refiere a ella.

Pero como en todo hay "niveles". "La Hojilla", pobrecitos, es un programa-respuesta a la "caca comunicacional", el Profeta dixit.

Klaus Meyer dijo...

Romrod, fuera de la version oficial de ambos bandos (el motociclista asesino y Jorge Aguirre, o sus parientes), la culpa de ese asesinato, segun el ni-ni-ismo profesional, es compartida.

Una parte es del asesino por dispararle y la otra es del reportero por atreverse a salir con lo peligrosa que estan las calles hoy en dia.

El ni-ni-ismo tal vez deberia llamarse 50-50 o fifty-fiftysmo.

RomRod dijo...

ah, pregunto porque el post mio al que haces referencia no trata del asesinato de Aguirre sino de los sucesos del 2002.

Pero ya que tratas lo de Aguirre ¿cómo es que hay gente que culpa a Aguirre de haberse producido su propio asesinato? A mi eso me parece de gente muy poco cuerda y no creo que ni siquiera tenga que ver con lo que yo concibo como ninismo (dícese de aquellos que están como lejos de los extremos oficialistas y oposicionistas). Aguirre simplemente estaba cubriendo un evento violento, expuesto por supuesto a quizás una pedrada. Pero ni de vaina se iba a imaginar que un pedazo de bicho disfrazado de policía iba a meterle un tiro simplemente porque el chofer del carro donde andaba tuvo un pequeño altercado con el susodicho motociclista. Si el asesinato no es político, ni mandado por nadie, cosa que por supuesto ignoro, lo que uno puede pensar es que la muerte fué causada por ese peculiar desdén que tenemos nosotros por la vida ajena. Desdén que se manifiesta en la violencia que hay todos los días en todas nuestras ciudadades y pueblos. Donde hasta por una deuda de una gallina la cobranza la hacen a machetazo limpio. Eso pasa todos los días en estas calles de Dios. Por supuesto que el estado tiene arte y parte en este despelote, pero a fin de cuentas el estado está formado por gente como nosotros, asi que no espero que sean diferentes. Son tan violentos como el promedio de la gente... mejor dicho, un poco más, ya que cuentan con el monopolio de la violencia. Violentos armados.

Saludos!

Anónimo dijo...
Este blog ha sido eliminado por un administrador de blog.